viernes, 4 de junio de 2010

Mezclilla y piel


Mezclilla y piel.
Una silla de cedro, pisos de tabaco.
Tus jeans despojados de pudor esperan sobre esta.
Cortinas blancas acariciando el aire.
Tú, desnuda, sonriéndole a mi sonrisa
Tú, tan suave, rosando mi viril suavidad
Sábanas hechas nudos, enrolladas, serpentean nuestros cuerpos
Tus cabellos largos, pendulantes, danzan sobre mi pecho
esparciendo tus aromas,
acompañando tus miradas.
Pasión hirviente, juegos de amor

Caricias muchas, besos más.
Mil noches de espera, haciéndose realidad.
Mil noches de ansias, bordándose en hilos rojos

Roses suaves, intensiones intensas.
Tú en mí, yo en ti.
Un tren de hierro atraviesa la vía, retumba el cuarto,
agita la cama.
Su luz nos invade, nos hace resplandecer, vibrar.
Tu mirada llega al cielo,
la mía al paraíso.
Última parada, o el comienzo y despertar de otra.
Tiempo, más tiempo, un nuevo final.
Mezclilla Sube por tus piernas, no traías bombachas.
Un cierre se cierra.
Un beso, un adiós.
El tren espera otra luna llena en verano,
tu silueta en la vía;
otro encuentro, otra partida.
Y ante mis ojos...
Unos jeans que se van.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

MIGUE GRACIAS A TI, HOY ESTOY TRISTE, NO ME DESPEDI NO PELEE CONTIGO, NO DI OPORTUNIDAD DE EXPLICACIONES, SOLO SE QUE TERMINO.ADIOS AMIGO ME VOY PARA NUNCA REGRESAR, NO HUBO OPORTUNIDAD SIQUIERA DE CONOCERNOS PERSONALMENTE. SOLO QUIERO DECIRTE QUE SIEMPRE TE RECORDARE. T.Q.M. TE ENVIO MI SOL Y TODO MI CARIÑO,ESPERO SEPAS QUIEN SOY. BYE

alita dijo...

Cuanta pasión que destila este poema. Es subliminalmente bello y lo más importante sin caer en el grotesco ni la cursilería.
Bello
Gracias por permitirme su lectura
Besos